Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 6 mayo 2010

Aún siento la camisa mojada pegada a mi espalda tirando hacia abajo como un lastre molesto. Las finas gotas de lluvia caen como saetas danzando al capricho del viento intermitente que se apresura a secar la cera amarilla que llora la vela que sostengo, amontonándola en una gran costra amorfa sobre mi mano derecha. Experimento el refrescante aunque inútil placer del penitente, que redime sus pecados por medio del abuso del dolor y del ejercicio del precioso arte de la autoflagelación. Pocas cuadras más adelante, ocho hombres maduros como pacientes hipopótamos cargan sobre sus hombros la imagen de un hombre cubierto de sangre que sostiene un tallo a guisa de cayado y está sentado con majestad sobre un pequeño muro repleto de arabescos.

(más…)

Read Full Post »